Con más de 100 participantes entre docentes y estudiantes, se realizó la Jornada de Matronería de este año en honor a la celebración del día de la Matrona y del Matrón

Con más de 100 participantes entre docentes y estudiantes, se realizó la Jornada de Matronería de este año en honor a la celebración del día de la matrona y del matron, actividad que estuvo marcada por la reflexión, el autocuidado y el fortalecimiento de las relaciones de nuestra Escuela.

Tanto los/las estudiantes como los/las docentes presentaron videos sobre los desafíos, aprendizajes y anécdotas vividas en el proceso de docencia durante la pandemia. Además se contó co la presencia de dos profesionales de salud mental, las psicólogas Karen Cofré y Leslie Carrasco, quienes a través de sus presentaciones hicieron reflexionar sobre todo lo aprendido durante esta crisis sanitaria.

Estudiantes de nuestra escuela aprenden y practican en escenarios clínicos virtuales guiados por un avatar

SIMUV de la Facultad de Medicina aplica esta innovadora metodología, que recrea casos reales.

Un innovador método formativo en modalidad remota, basado en la representación de casos clínicos que acontecen en escenarios o ambientes hospitalarios virtuales y en la interacción en línea -por medio de una pantalla- de estudiantes con especialistas, pacientes y otras identidades diseñadas digitalmente implementó el Centro de Simulación Clínica (SIMUV) de la Facultad de Medicina de la Universidad de Valparaíso.

La iniciativa busca que los futuros titulados de las carreras de Medicina, Enfermería, Fonoaudiología, Kinesiología, Obstetricia y Puericultura, Tecnología Médica y otras vinculadas al área de la salud aprendan a tomar decisiones trascendentes en tiempo real y que adquieran y practiquen las habilidades inherentes a sus respectivas disciplinas y al trabajo en equipo, al tener que realizar un procedimiento, determinar un diagnóstico o enfrentar una urgencia.

“Esta metodología, que bautizamos como E-casos, la comenzamos a aplicar el año pasado ante la necesidad de sustituir algunas actividades presenciales en nuestras sedes de Reñaca y San Felipe, debido a la pandemia de COVID-19. Pero al poco tiempo nos dimos cuenta de su utilidad y de las potencialidades que tiene para los procesos de enseñanza-aprendizaje de nuestros futuros profesionales, tanto en lo didáctico como en lo dinámico, ya que permite la transmisión sincrónica y simultánea a varios cursos. Además, fomenta el desarrollo de la creatividad, del pensamiento crítico y la participación de los estudiantes frente a la consulta de un paciente o una jefatura, una atención de urgencia o tener que resolver algún problema puntual. Por todo ello, este año, con el respaldo de distintos equipos docentes, decidimos incorporarla en forma permanente en algunas asignaturas y programas de pregrado”, explica la coordinadora del SIMUV, Macarena Ugarte.

¿Cómo funciona?

La formación basada en escenarios virtuales es uno de los métodos que considera la simulación clínica y es utilizada ampliamente por diversas instituciones a nivel mundial.

En Chile su desarrollo aún es incipiente y está acotado a algunas iniciativas específicas, entre las cuales destaca el proyecto FONIS destinado a diagnosticar el Alzheimer en el que trabaja otra unidad de la Facultad de Medicina de la Universidad de Valparaíso, el Centro de Investigación del Desarrollo en Cognición y Lenguaje, junto a los servicios de Neurología de los hospitales Carlos van Buren y Gustavo Fricke.

“Tomando en cuenta ésta y otras experiencias, y ante la necesidad de generar alternativas de educación a distancia para nuestros estudiantes, debido a la pandemia, nos dimos a la tarea de desarrollar nosotros mismos una plataforma propia que hiciera posible incorporar esta metodología”, precisa el técnico en simulación clínica y programador del SIMUV, Fabián Vera.

El acceso a esta aplicación se realiza por medio de un enlace de internet que conduce a una interfaz en la que cada estudiante es recibido por una identidad virtual (médico, matrona, enfermera o kinesiólogo, entre otros) que puede estar situada dentro de un quirófano, pabellón, sala de emergencias o frente a un monitor de signos vitales y que mediante la activación de su voz formula preguntas o solicita a su interlocutor tomar una decisión en base a una serie de alternativas que se despliegan en la pantalla y que son factibles de ser seleccionadas.

“También es posible representar de igual manera a un paciente, un familiar o profesor y generar múltiples respuestas y escenarios. Por ahora, dado que el desarrollo de todo esto toma tiempo y es necesario capacitar a los docentes, hemos acotado su aplicación a algunas asignaturas y carreras, pero la idea es avanzar en su utilización en el pregrado, en la medida en que los docentes -de quienes hemos tenido una buena recepción- tengan la capacidad de respuesta necesaria”, asegura Vera.

Ventajas

La matrona y docente de la Escuela de Obstetricia y Puericultura UV Greisny Azócar, que imparte la asignatura práctica virtual de Neonatología en tercer año, y que estuvo entre las primeras en asumir el desafío, valora de gran manera esta modalidad de simulación a distancia.

“Esta es una innovación que sin duda requiere de práctica de parte de todos los involucrados, porque nos obliga a aprender bien una metodología y a dominar una serie de aplicaciones tecnológicas con las que hoy recién nos estamos familiarizando, pero que tienen enormes ventajas y potencialidades, considerando que a futuro la telesalud y las prestaciones a distancia serán algo habitual”, afirma la académica.

Entre sus fortalezas, la profesional destaca la entrega de contenidos en forma mucho más dinámica y el hecho de que favorece el acompañamiento y la guía del docente a cargo.

“Asimismo, facilita la inmersión en el caso y la obtención de respuestas inmediatas y en diferentes contextos. Por ejemplo, frente a una hipotético diagnóstico, reacción o cambio en algún síntoma o signo vital. En general, los estudiantes se han adaptado bien, pero para algunos esta metodología ha resultado compleja, porque además requiere de una buena conexión a internet. No obstante, su respuesta ha sido satisfactoria. De hecho, realizamos una encuesta y el noventa por ciento de mis alumnos señaló que esta modalidad es útil y les ha ayudado en el aprendizaje”, asegura la profesora Azócar.

Al respecto, Benjamín Vargas, quien cursa tercer año de Obstetricia y Puericultura, sostiene que esta opción es más didáctica y atractiva que la simulación a distancia tradicional.

“Hay más variables en juego, voces, acciones, posibilidades de intervenir… Si bien tiene muchas cosas que mejorar, me parece que es un gran avance respecto de lo que estábamos haciendo, que consistía más que todo en observar lo que otros hacen o exponen. Incluso, esta metodología podría ser implementada como parte de las prácticas profesionales”, asegura el alumno.

Una visión similar expresa su compañera en la asignatura práctica virtual de Neonatología Sofía Lazo: “Comparada con otras experiencias de simulación a distancia, los E-casos son muchos más enriquecedores y efectivos a la hora de situarse en un escenario clínico a través de la pantalla. Si bien hay cosas de la simulación clínica presencial y de la práctica presencial que son imposibles de sustituir, este tipo de realidad virtual, que incluye la interacción con avatar, es sin duda una opción que contribuye a generar experiencias mucho más enriquecedoras y efectivas”.

Vía: UV Noticias

25 de Agosto Jornada: «Matronería en tiempos de COVID: Experiencia desde la Neonatología»

Cada 31 de Agosto se celebra un día más de la matrona y el matrón, este año nuestra profesión cumple 187 años y lo queremos conmemorar recordando cómo nos hemos adaptado a los cambios demográficos, epidemiológicos y socioculturales de nuestro país. Es así como desde el 2020 estamos viviendo una pandemia mundial y la atención en Salud ha cambiado, sin embargo matronas y matrones seguimos realizando nuestras labores, adecuándonos al contexto actual, sin olvidar la mirada humanizada de la atención. Este mes, la Escuela de Obstetricia y Puericultura de la Universidad de valparaíso ha preparado diversas actividades para celebrar nuestro día, entre ellas la jornada “Matronería en tiempos de COVID: Experiencia desde la Neonatología” con la destacada participación de la Matrona gestora de procesos Neonatales en el Hospital Barros Luco Trudo Luz María Román, quien tiene una vasta experiencia en el área de Neonatología, Lactancia Materna y docencia Universitaria.

Red de Escuelas y Carreras de Obstetricia de Chile: “El futuro de la gente y de los profesionales de salud está en peligro”: estudiantes no han tenido prácticas clínicas en casi dos años»

Para la Red de Escuelas y Carreras de Obstetricia de Chile, de la cual nuestra escuela forma parte, es muy preocupante la formación integral de sus estudiantes, ya que hay aprendizajes que no se pueden adquirir por vía virtual, simulación ni con pacientes estandarizados. Por este motivo, algunas Escuelas se encuentran con movilizaciones estudiantiles que buscan también visibilizar la difícil situación que están vivenciando en el proceso docente. Desde inicios del año 2020 hemos vivido como país una crisis sanitaria sin precedentes que ha puesto al límite las capacidades humanas de todo el personal que trabaja en salud y la población en general.

Los esfuerzos realizados para combatir la pandemia han dejado en un segundo orden, de manera entendible hasta cierto punto, algunas cosas, sin embargo, la falta de educación para aquellas y aquellos estudiantes de carreras relacionadas al área de la salud, está llegando a un punto crítico, ya que desde hace más de un año y medio que hay una ausencia crítica de prácticas clínicas para estudiantes en niveles intermedios. Esta realidad pone en riesgo el modelo actual de la formación de nuevas/os egresadas/os para este 2021 y años posteriores.

Para la estudiante de Universidad San Sebastián, Javiera Salinas Valdés (22), cree que no se están haciendo los esfuerzos suficientes “esto no es un juego, pronto seremos profesionales de la salud y es algo serio, vamos a trabajar con personas”, cuenta en conversación con El Mostrador Braga.

“Hay cosas en nuestra carrera que no son intercambiables por horas de simulación o de telemedicina como el simple hecho de aprender a interactuar con las y los pacientes. Nuestra carrera se desarrolla de una manera integral, por lo tanto no vemos solo la parte científica, también nos desenvolvemos con nuestras usuarias en su parte emocional y eso no te lo entrega una práctica online”, relata.

Empeorando aún más la situación, para Javiera y muchas estudiantes más, han tenido que llegar al punto de buscar empleos de Tens para “aprender a tratar con pacientes, aprender prácticas básicas relacionadas con la salud, porque lamentablemente de los 4 años que llevamos estudiando, en nuestra generación no ha tenido ninguna práctica (…) Es frustrante, es desgastador, es triste levantarse todos los días con la preocupación y poca esperanza de que si nos van a mandar o no algún día a nuestras prácticas”.

Y es que desde el año 2020, no solo las y los estudiantes de la Carrera de Obstetricia y Puericultura (Neonatología) se han visto afectadas/os en sus aprendizajes por la imposibilidad de ingresar a los centros de salud de la red de servicios hospitalarios y de atención primaria para la realización de prácticas clínicas, sino que muchos otros futuros profesionales han perdido una parte fundamental para su formación y desarrollo óptimo de competencias y habilidades propias de su profesión.

Declaración Pública de Red de Escuelas y Carreras de Obstetricia de Chile

En este sentido, las instituciones formadoras, han realizado múltiples adaptaciones metodológicas y didácticas para seguir llevando a cabo los compromisos asumidos en sus perfiles de egreso y mallas curriculares, a la espera de la apertura de los centros de salud. No obstante, “sabemos que nuestros esfuerzos no son suficientes para eliminar la brecha que implica la ausencia parcial, y en algunos casos casi total, del contacto directo con las/os usuarias/os del sistema de salud”, explican a través de una carta, la Red de Escuelas y Carreras de Obstetricia de Chile.

“Nos preocupa la formación integral de nuestras/os estudiantes, sabemos que hay aprendizajes que no se pueden adquirir por vía virtual, simulación e incluso con pacientes estandarizados. Por este motivo, algunas Escuelas se encuentran en movilización estudiantil de actividades académicas, reflejando la difícil situación que estamos vivenciando en el proceso docente”, agregan.

Es por ello que ante este panorama, solicitan encarecidamente realizar todos los esfuerzos necesarios para la apertura de las prácticas clínicas en los distintos servicios de salud y municipios para estudiantes curriculares. “El futuro de los profesionales de salud está en peligro”, aseveran.

La formación profesional requiere de habilidades y competencias que sólo se pueden adquirir en el trabajo presencial con personas y con integración en los equipos de salud.

Las soluciones académicas ya se han realizado, ahora se requiere el apoyo para dar una respuesta a esta necesidad, que no solo afecta a las/os estudiantes de la Obstetricia y otras carreras de salud, sino que a toda la población, garantizando la atención de calidad en Salud Sexual y Reproductiva centrada en la persona, también les preocupa la reducción del personal de recambio necesario en condiciones en que los equipos se encuentran desgastados por la demanda que ha implicado la contingencia sanitaria.

“Volvemos a hacer un especial llamado al Ministerio de Salud y a la Subsecretaría de Redes Asistenciales a dar una pronta y certera respuesta, más explícita y/o un criterio más uniforme para los distintos servicios de salud, que permita el ingreso de estudiantes curriculares a sus prácticas profesionales, considerando las normas, precauciones y estándares propios del quehacer en salud. Estamos seguras/os que como escuelas de Obstetricia seremos de gran ayuda en estos momentos de dificultad”, determinan.

Para lograr lo anterior, es que están dispuestas/os a establecer vías de comunicación expeditas, para poder organizar junto a las autoridades locales, este reintegro tan esperado a los campos clínicos.

Adscriben a la declaración pública la Red de Carreras y Escuelas de Obstetricia de Chile pertenecientes a: Universidad de Antofagasta, Universidad de Atacama, Universidad Austral de Chile, Universidad Autónoma de Chile, Universidad de Chile, Universidad Central, Universidad de Concepción, Universidad de la Frontera, Universidad de Santiago de Chile, Universidad de Valparaíso, Universidad del Desarrollo, Universidad de Talca y Universidad Diego Portales.

Descargar la declaración completa

Vía EL MOSTRADOR

Actividades de gestión semana del 12/07

El martes 13/07 se publicarón las nuevas rotaciones de 2° a 4° año, en donde se incorporan para 4°año a las actividades practicas virtuales y talleres SIMUV, las pasantias practicas intrahospiralarias desde el 26 de julio y a contar de septiembre las pasantías de Salud Familiar. Recalcamos el gran esfuerzo que ha significado en terminos de gestión el poder concretizar dichas pasantías.

Durante hoy miércoles 14/07 se realizará la primera reunión del comité de buenas prácticas clínicas.

El jueves se realizará la primera reunión con el grupo de 6 estudiantes que asumurán desde julio como ayudantes SIMUV. Esto incluye una beca de apoyo para los estudiantes que realizaran la actividad.

En el transcurso esta semana seguiremos desarrollando de manera exitosa nuestros talleres personalizados SIMUV Obstetricia, únicos en la zona, completando así 90 sesiones desde inicio de Julio, en que nuestras alumnas y alumnos han podido desarrollar sus competencias técnicas por medio de la aplicación de distintos procedimientos a nivel Gineco- Obstétrico, como también de la Neonatología.

Nos alegra la alta participación que hemos tenido durante el desarrollo de nuestros talleres, como también los buenos comentarios y el apoyo por parte de nuestro Estudiantado, los cuales son los actores relevantes dentro de este Proceso Formativo. También agradecemos la entrega de parte de nuestro Equipo Docente quienes han dado todo su esfuerzo para que nuestros estudiantes tengan una formación de calidad, de manera colaborativa, amena y sobresaliente.

Como Equipo de Obstetricia debemos destacar que la pandemia no ha sido un impedimento para lograr nuestros últimos objetivos, ya que se ha podido aplicar de manera eficiente y efectiva cada uno de los talleres con grupos reducidos, cumpliendo con todas las normativas vigentes para la protección de nuestra Comunidad UV y por sobretodo con un alto estándar de calidad basado en la empatía, convivencia y respeto entre Docentes y el Estudiantado.

Juntos y Juntas construimos esta nueva realidad.

Juntos y Juntas somos Obstetricia UV.

Con más de 50 participantes se realizó la Primera Jornada de Investigación en Salud

Con más de 50 participantes se realizó la Primera Jornada de Investigación en Salud, diversidad sexual y género: una aproximación desde la Matronería, con motivo de la conmemoración del Mes del Orgullo. La actividad organizada por la Escuela de Obstetricia y Puericultura de la Universidad de Valparaíso y Fundación Iguales se realizó el día miércoles 24 de Junio a través de la plataforma Zoom. Dentro de los/las/les expositores/as destaca la Doctora © Cynthia Vergara de la Universidad Austral, profesor Danilo Zamorano y la estudiante Estefany Vera, quienes presentaron una panorámica sobre la situación actual en salud e investigaciones relacionadas al colectivo LGBTIQ.

Entrevista Prof. Danilo Zamorano en iNNOVA MATRONA: «Nosotros reconocemos un valor fundamental en el uso de las TIC»

Esta semana entrevistamos al Mat. Danilo Zamorano Díaz, Coordinador Vinculación con el Medio y Extensión, Coordinador Diploma de Postítulo en Ecografía Obstétrica. Escuela de Obstetricia y Puericultura, Universidad de Valparaíso, para conocer acerca de la iniciativa “Consulta Matronas UV”, una fanpage en Facebook que atiende de manera online dudas urgentes que tengan las mujeres embarazadas, sobre anticoncepción y cómo prevenir enfermedades de transmisión sexual.

En dicha página, se encuentran a disposición profesores docentes de la Escuela de Obstetricia y Puericultura de la Universidad de Valparaíso que brindar apoyo y orientación sobre diversas temáticas de la matronería. Según Danilo, más de mil personas han recurrido al fanpage solicitando consejos y ayuda. Esta iniciativa nace el año 2013, pero la fanpage fue relanzada durante octubre de 2019 para canalizar consultas en medio del estallido social.

Cabe mencionar que «Consulta matrona UV» corresponde a una experiencia de Teleorientación donde un grupo de matronas y matrones entregan información solicitada por una persona que busca resolver dudas e inquietudes en materias de salud, donde finalmente es la persona quien toma decisiones a partir de la orientación que recibe.

Aquí puedes encontrar otras entrevistas a «Consulta matrona UV»

  • Sitio Universidad de Valparaíso: https://uv.cl/pdn/?id=11268
  • Colegio de Matronas https://colegiodematronas.cl/?p=2625
  • El Mostrador https://www.elmostrador.cl/braga/2019/11/08/consulta-matronas-uv-el-fan-page-que-atiende-dudas-de-embarazadas-anticonceptivos-y-salud-sexual/

VÌA: iNNOVA MATRONA

Educación personalizada en nuestros talleres SIMUV

Ya desde hace unas semanas se dio inicio al período de talleres SIMUV logrando una buena acogida por parte de nuestros alumnos y alumnas. Esto, ha sido producto del esfuerzo mancomunado por parte de la Escuela de Obstetricia sede Reñaca y nuestra comunidad Educativa.

Durante esta semana se desarrollarán 23 talleres enfocados en distintas temáticas, donde el Equipo docente de nuestra Escuela ha desplegado todas sus herramientas para lograr un objetivo en común, que es la formación y fortalecimiento de competencias pero sobretodo, el poder encontrarnos nuevamente y de manera segura.

Pero que tienen de distintos estos talleres? La respuesta es Clave: «El sello personalizado UV», el cual se desarrolla como modelo único en la zona, por medio del trabajo con grupos pequeños ya que concentra un número menor de estudiantes en relación con otras casas de Estudio, con un máximo de 3 integrantes por Sala SIMUV, lo que propicia un acercamiento con las alumnas y alumnos, tornando un ambiente más participativo y solidario. Este modelo logra detectar dificultades y realizar readecuaciones del proceso formativo ya que el docente centra su atención en comprender lo qué y cómo están aprendiendo los alumnos y alumnas a través del diálogo y la interacción. Asimismo, en relación con el trabajo grupal, aumenta la motivación intrínseca y desarrolla la autonomía de los estudiantes.

Los Talleres SIMUV con sello personalizado UV de nuestra Escuela de Obstetricia y Puericultura, permiten el desarrollo de un ambiente emocional adecuado, logrando el respeto mutuo entre los diversos integrantes, con el fin de favorecer instancias de construcción colectiva y colaborativa de conocimientos, el cual es un requisito importante para el desarrollo adecuado del proceso de enseñanza-aprendizaje.

Profesora Maritza Cofré presente en el: Sexto diálogo de la Comunidad de Prácticas de APS organizada por la OPS

Chile, 6 de mayo de 2021 (OPS/OMS).- Seis experiencias provenientes de la Región de Coquimbo fueron fuente de análisis y discusión del sexto conversatorio virtual desarrollado por la “Comunidad de Prácticas de Atención Primaria de la Salud”. El conversatorio titulado “Atención centrada en la persona y su familia, experiencias de la respuesta de APS a la pandemia”, permitió compartir proyectos creativos y buenas prácticas susceptibles de ser adaptadas en otras localidades del país.

El Dr. Mario Cruz Peñate, Asesor en Sistemas y Servicios de Salud de la OPS/OMS dio la bienvenida a esta nueva edición de los Diálogos en APS, recordando que los participantes pueden conocer más de las experiencias que son parte de este conversatorio en la página web de la Comunidad de Prácticas en APS. https://www.paho.org/es/comunidad-practicas-aps-chile/dialogos-aps

Allí también se encuentran disponibles las grabaciones de los conversatorios previos sobre: Experiencias de participación comunitaria; Cuidado de los equipos de salud, Salud digital, Estrategias de continuidad de los cuidados en personas con enfermedades crónicas, y Estrategias implementadas para el Testeo, Trazabilidad y Aislamiento, todos en el contexto de la pandemia por la COVID-19; relevando experiencias prometedoras surgidas desde los equipos de atención primaria de salud.

En la oportunidad, Maritza Cofré, docente de la Universidad de Valparaíso y representando a la Comunidad de Prácticas en APS, estuvo a cargo de introducir estas iniciativas, recordando que “uno de los principios rectores del trabajo en la atención primaria en salud es la atención centrada en la persona y su familia. Esta crisis sanitaria ha exigido los mayores esfuerzos de articulación de recursos materiales y humanos de los equipos de salud, junto a la comunidad, para enfrentar cada jornada”. La académica, agradeció la participación de los equipos que presentaron “iniciativas enriquecedoras, replicables, que ayudan a mantener la esperanza de las personas y sus familias” y subrayó la importancia de compartir en este contexto experiencias inspiradoras, pues “el confinamiento afecta de modo importante la esfera sicosocial y recrudece la vulnerabilidad social”.

SALUD MENTAL EN PANDEMIA

La sicóloga Alejandra Gottlieb, encargada comunal del programa de Salud Mental del Centro de Salud Familiar (CESFAM) Cardenal Caro, ubicado en la comuna de La Serena, fue la encargada de presentar el proyecto “Salud Mental en Pandemia”. El objetivo de esta iniciativa es mantener a la población en contacto con los profesionales de los programas de Salud Mental de la comuna, para prevenir el surgimiento de problemas de salud mental o intervenir de manera oportuna en aquellos casos en que se requiriera tratamiento.

“Creo que es importante destacar que los equipos se han esforzado de manera increíble por intentar llegar a la comunidad en este tiempo”, comenzó exponiendo. Al explicar el trabajo que se hizo en el CESFAM, señaló que “tuvimos que hacer una priorización de usuarios: riesgo alto, moderado y leve”. Las personas de alto riesgo siguieron recibiendo atenciones presenciales, que incluyeron visitas domiciliarias y consultorías psiquiátricas. “Nos tocó ver cómo lo hacíamos para poder llegar a ver a nuestra población que no estaba pudiendo acercarse a nosotros como antes a pedir horas”, detalló.

Un aspecto central del trabajo fue la entrega de teléfonos con datos móviles, con internet ilimitado, para poder generar estrategias que permitieran acercarse a los usuarios “y lo primero que hicimos fue abrir teléfonos por cada programa de Salud Mental, que los hicimos públicos a través de redes sociales, por Facebook, por las páginas de la Corporación, en la misma comunidad a través del programa de acompañamiento psicosocial que podía llegar a los usuarios para que solicitaran sus horas y se pudieran contactar con nosotros”.

Por otro lado, informó que los grupos de autoayuda se mantuvieron. “Muchas psicólogas que han tenido otras habilidades -manuales, sobre todo-, han hecho talleres para la comunidad, para que puedan tener herramientas que fortalezcan la salud mental (…) Creo que no hay ninguna prestación del programa de salud mental en la comuna de La Serena, salvo las que son presenciales, que igual se han mantenido vía remota, que no se hayan dado y eso es parte del tremendo trabajo de los equipos”.

UNA LÍNEA TELEFÓNICA PARA MANTENER LA ESPERANZA

Lenka Alfaro, asesora del equipo de Salud Mental del Servicio de Salud de Coquimbo, presentó el proyecto “Línea Esperanza”, un servicio telefónico de acompañamiento a las familias en tiempos de pandemia. La línea es atendida por 6 profesionales de distintos puntos de la región, quienes trabajan en sistema de turnos realizando y recibiendo llamadas.

“Antes de la pandemia teníamos 83 grupos de autoayuda funcionando, todos coordinados por trabajadores comunitarios”, sostuvo Lenka, “entonces en marzo, cuando estamos enterados que estamos en pandemia, todo ese trabajo que era presencial debió reconvertirse, y en el Comité Autogestor Regional, que es un espacio de participación ampliado donde asisten representantes de todas las comunas de nuestra región, equipos de salud y representantes de familias, acordamos que era necesario seguir acompañándonos”. De ese trabajo surgió el concepto de “esperanza”, un mensaje que englobó diferentes iniciativas. “La característica de todas ellas es que ninguna era dada por un profesional de salud, sino por personas de la comunidad. Quien sabía cocinar decía ‘yo quiero hacer Cocina Esperanza’; quien sabía tejer decía ‘yo ofrezco Teje Esperanza’; quien sabía hacer mandalas, hacía ‘Mandala Esperanza’, transmitiendo el sentido de apoyo mutuo”.

Al constatar que no todos tenían acceso a las iniciativas que se hacían on line, surge “Línea Esperanza”. “En todos los hogares prácticamente hay un teléfono, entonces pensamos en que la posibilidad estaba puesta en habilitar 6 líneas telefónicas, de lunes a sábado, en un horario que fuera cómodo para todos, de 9.00 a 20.00 horas, y que fuese acompañado por trabajadores comunitarios. Ellos recibían llamadas y también realizaban llamadas a otras familias que estaban vinculadas a los grupos de autoayuda. Fue un proceso muy lindo y también de mucho aprendizaje para nosotros”.

RISA SANADORA

Aura Fernández, asistente social del Centro Comunitario de Salud Familiar (CECOSF) San José de Ovalle, y Karine Alvarado, sicóloga, relataron la experiencia “Autocuidado en Pandemia”, iniciativa que brinda espacios de contención y expresión emocional en tiempos de pandemia a integrantes del grupo Autocuidado para Mujeres del CECOSF. Mediante Zooms semanales, las mujeres comparten sus experiencias, hacen “risoterapia” y comentan temas de actualidad.

“Facilitó mucho el que ellas aceptaran primero encontrarnos por Zoom y luego seguirnos en las actividades, con la ayuda del psicólogo (…) Al final se transformó en un espacio hermoso, porque nos reíamos de cualquier cosa y también el psicólogo aportó con talleres de actividad física, que se transformaban en un espacio para la risa”, contó Aura.

Karina, en tanto, destacó que “las participantes han agradecido que podamos mantenernos unidas. Es un espacio que ellas nos han dicho que esperan semanalmente para poder compartir las experiencias que cada una está viviendo”.

CENTRADOS EN LOS ADULTOS MAYORES

Para mantener a las personas mayores informadas y activas en contexto de pandemia, el Centro Comunitario de Salud Familiar Los Copihues desplegó un fuerte trabajo en terreno. Nicol Hidalgo, asistente social del CECOSF, explicó que la población mayoritariamente está compuesta de adultos mayores que no tienen red de apoyo, están solos y muchas veces sin acceso a la tecnología.

“Empezamos a trabajar en terreno, hicimos un trabajo en domicilio. Nosotros los íbamos a buscar a ellos, hacíamos afiches, les pegamos los números del CECOSF en el refrigerador, en grande, donde ellos lo pudieran ver. Los TENS les iban a dejar los medicamentos y alimentos a domicilio”, afirmó. Agregó que en la iniciativa “participaron todos, todos salieron a terreno”, lo que permitió retomar el vínculo con la comunidad. “Nos dimos cuenta de que el adulto mayor muchas veces queda un poco abandonado”.

QUE NADIE QUEDE FUERA

Pensando en las personas con Trastorno del Espectro Autista (TEA), el CECOSF de Punta Mira, generó pictogramas y una línea de trabajo especial. La sicóloga María José Suazo comentó que “en APS no existe nada para personas con autismo, no existen programas para personas del espectro autista. Las salas de estimulaciones no están hechas para personas del espectro autista y empezamos a ver que había varias personas, no sólo niños, y ese es un detalle súper relevante, que no han tenido acceso a la canasta básica de prestaciones”.

Para activar el proyecto, primero se realizaron jornadas de sensibilización para todo el equipo. “Personas desde el SOME (Servicio de Orientación Médico Estadístico), guardias, los que dan la primera línea de nuestra atención, ellos sabían qué era TEA. Eso marcó una diferencia importante”. Posteriormente, realizaron un programa de anticipación de la atención. “Por ejemplo, llegaba una persona y decía “hola, sabes que vengo a una hora del odontólogo y mi hijo es autista, y entonces le pasaban una planilla de anticipación”.

María José compartió lo que define como “uno de los mayores logros que tuvimos, que fue un caso que nos conmovió a todo el equipo. Un chico con autismo severo a los 22 años nunca había ido al dentista, al odontólogo, y en nuestro establecimiento logró ir por primera vez”. En esa línea, recuerda que “para sacarle sangre, hacerle exámenes -porque a nosotros se nos olvida que las personas con autismo no sólo tienen autismo, pueden tener hipertensión, pueden tener caries, pueden tener cualquier otra patología-, para hacerle exámenes de rutina, tenían que sacarle sangre entre cuatros personas. Y en el CECOSF, gracias a la sensibilización que hubo, gracias a las planillas de anticipación, logramos que una TENS le sacara sangre a él, así de simple. Algo que para nosotros puede ser estresante, porque no nos gustan las agujas, para él es un estrés importante y se logró que este chico tuviera su atención como corresponde”.

De acuerdo con lo relatado por María José, “en Chile no existen estadísticas de autismo, es como si no existiera el autismo, entonces para hacer este proyecto me basé en las estadísticas de una página que se llama ‘autismspeaks’. Ahí se indica que sobre el 90% de las personas con TEA no reciben prestaciones básicas en salud, porque los profesionales no están capacitados, o no tienen el conocimiento para dar brindar esa prestación. Ésa es la base del proyecto del CECOSF”.

Carolina Vergara, terapeuta ocupacional y trabajadora del CESFAM Lila Cortés Godoy, también centró su trabajo en el TEA, enfocando su labor hacia los cuidadores de niños y niñas. “Sentimos la necesidad de poder entregar algunas herramientas a través de vídeos de cómo poder sobrellevar esto de las cuarentenas con los niños, ya que son cambios de rutina importantes para ellos, que son más bien estructurados”. Además, “se hicieron acompañamientos a través de Zoom con los cuidadores y también se nos pidió hacer talleres con papás de forma remota”.

RECONOCIMIENTO A LOS EQUIPOS

Paulina Bravo, profesora asociada de la Facultad de Medicina de la Pontificia Universidad Católica, estuvo a cargo de la síntesis de estas experiencias. Junto con agradecer a quienes participaron de este conversatorio, la académica manifestó que “para que una atención sea centrada en las personas es necesario reconocer la dignidad y las capacidades que tiene cada uno para actuar como agentes activos en su salud”.

En esa línea, señaló que “nuestro Ministerio, a través de sus orientaciones para la planificación y programación en red, publicadas el año pasado, indica justamente que el respeto por la dignidad de las personas es un concepto clave de la centralidad en el cuidado, y en este sentido, las prácticas compartidas esta tarde, como los grupos de autocuidado virtuales, por ejemplo, apuntan de manera transversal al reconocimiento de las personas, su dignidad e individualidad”.

Añadió que “todas las iniciativas recogen el stress y el desajuste que provocó el distanciamiento físico y el confinamiento a partir de la pandemia y tienen en su base esta visión contextual, que influye en el bienestar de las comunidades. Y estas iniciativas tienen, además, un toque muy especial y particular, recogidas también en algunos de los participantes de esta tarde, y eso tiene que ver con la movilización social y la promoción del control que las personas tienen sobre su salud”.

Paulina Bravo concluyó que “aquellos equipos que lideran las prácticas que vimos hoy nos muestran la importancia de reconocer y de enfrentar de manera efectiva la contingencia a través de una mirada que es integral, y que considera a las personas con necesidades no sólo físicas, sino también sicológicas, espirituales y sociales”.

 

VÍA: PHAO.ORG

Facultad de Medicina
Escuela de Obstetricia y Puericultura
Universidad de Valparaíso
Contácto Casa Central
  • Angamos 655, Viña del Mar

  • nicole.varas@uv.cl

Contácto Campus San Felipe
  • Camino la Troya esquina El Convento, San Felipe

  • perla.herrera@uv.cl